miércoles, 27 de abril de 2011

Puedo considerar a la música como mi única droga.


Porque alivia mis penas y me hace volar.

1 comentario:

Guillermo Alberto dijo...

Cuidado no te vaya a dar una sobredosis y no la puedas escuchar otra vez.